Que debes saber antes de comprar un sofá Chesterfield

Un aspecto distintivo del sofá Chesterfield , es que son sofás elegantes y con estilo. Los sofás tradicionales brindan a tu sala de estar una apariencia moderna y opulenta. Sin embargo, hay algunas cosas que debes saber antes de comprar un sofá Chesterfield.

De hecho, existen numerosas opciones y factores a considerar al elegir un sofá Chesterfield. Ciertamente, todos esos sofás Chesterfield de colores brillantes parecen fantásticos, pero ¿Son cómodos? ¿De qué tamaño debe ser tu sofá Chesterfield? De todo ello te hablamos a continuación.

¿En qué debemos fijarnos al comprar un sofá Chesterfield?

Hay cinco aspectos a tener en cuenta antes de elegir el sofá Chesterfield adecuado para tu sala de estar.

1. El espacio disponible

Los sofás Chesterfield son enormes y a menudo ocupan mucho espacio. Sus brazos enrollados requieren de diez a once pulgadas adicionales de espacio en ambos lados.

Por lo tanto, es importante que te asegures de saber cuánto espacio puedes permitirte dejar para no saturar tu sala de estar. En general, los sofás con patas más altas hacen que las habitaciones parezcan menos concurridas.

Para obtener los mejores resultados, compara las características de tus muebles actuales, con el diseño y tamaño de un sofá Chesterfield. A continuación, elige el que mejor se adapte a tus necesidades.

2. El color del sofá es importante

Es fundamental que elijas un color de sofá que contraste con la combinación de colores de tu sala de estar. No debe estar demasiado fuera de lugar, pero tampoco debe ser demasiado ostentoso.

Si el sofá se va a colocar en un entorno moderno, los colores fuertes como el azul, el escarlata y el magenta son opciones recomendables. Por el contrario, si vas a decorar una habitación oscura, elige un sofá Chesterfield en color claro.

3. Elige el sofá Chesterfield más cómodo posible

La mayoría de las personas se enamoran del encanto del sofá Chesterfield de cuero y quieren uno en su sala de estar. Sin embargo, debes tener en cuenta que tendrás que vivir con él durante muchos años.

Comprar un sofá es una de las compras de muebles más importantes que uno puede hacer. Querrás todos los aspectos positivos, pero no las dificultades habituales en tu hogar.

Por lo tanto, asegúrate de comprar un sofá Chesterfield que sea de buena calidad, cómodo y que tenga la espalda enrollada. La comodidad personal no debe sacrificarse solo por las apariencias. Haz un juicio informado respecto a lo que es más probable que te beneficie.

4. No alteres su diseño

Hasta ahora, hemos discutido cómo adaptar este elemento tradicional a nuestro entorno moderno. Debe ser cómodo y sencillo de mantener, pero no a expensas de su magnificencia. Sin embargo, lo está adquiriendo para lograr un aspecto tradicional; de lo contrario, es posible que haya comprado fácilmente cualquier otro sofá. Si tienes brazos enrollados o mechones, no hagas nada con ellos.

5. Elige la tapicería adecuada

Las telas tradicionales, como la seda, no son fáciles de mantener limpias. Simplemente no puedes dejar que se decolore, y por lo tanto, debes tener mucho cuidado al limpiarlo. Hay textiles más nuevos, como el terciopelo, que pueden imitar el aspecto de la seda. Simplemente deja atrás tus preocupaciones seleccionando la tapicería más adecuada para tu sofá Chesterfield.

¿Por qué comprar un sofá Chesterfield?

Los Chesterfield se destacan por proporcionar asientos espaciosos y cómodos sin sacrificar el estilo. Pero hay otras razones por las que podría ser buena idea comprar un sofá Chesterfield para tu sala de estar.

Son confortables

Cuando se trata de comprar un sofá nuevo, la comodidad es primordial, y un Chesterfield lo proporciona con creces. A menudo encontrarás este tipo de sofás con cojines de asiento de espuma moldeada por inyección y revestimientos frontales con tachuelas, que se adaptan y mantienen su forma.

También suelen tener muelles de acero serpentino en los brazos, asientos y respaldos, por lo que están diseñados para brindar la máxima comodidad.

Gran valor por tu dinero

Otra ventaja de los sofás Chesterfield es que se adaptan a una amplia gama de presupuestos y necesidades. La calidad y la artesanía de estos sofás no se ven afectadas por el precio, por lo que puedes estar seguro de que obtendrás una tapicería de cuero hecha a mano enmarcada en una sólida y poderosa madera dura que durará toda la vida.

Su calidad es tal, que muchos fabricantes de sofás Chesterfield ofrecen una garantía de 2 años contra cualquier defecto de material o mano de obra, en el caso inusual de que lo necesites.

Tienen una gran reputación

A la hora de comprar un sofá Chesterfield, busca la marca de calidad y no escatimes. Elige sofás que hayan sido fabricados empleando las técnicas más avanzadas. Si lo haces de esta manera, seguirás disfrutando de la comodidad de tu sofá Chesterfield durante los próximos años a medida que tu espacio vital y tu hogar crezcan, debido a su alta calidad.

Si todavía tienes dudas, puedes venir a nuestro establecimiento situado en la Calle La Línea, en el Polígono Industrial El Manchón, en TomaresSevilla y Autovía Sevilla-Málaga Km 3,5. Nuestros asesores te orientarán sobre cuál es el mejor según tus necesidades. Si lo deseas puedes consultar nuestra selección de conjuntos 3+2chaise longue y rinconeras.

Podrás financiar tu compra hasta en 24 meses además, te llevamos tu sofá gratis a casa.

Destacados

Hemos enviado la guía a tu email

Share This

Copy Link to Clipboard

Copy