MATISSE

Comprar un colchón con la parte superior acolchada

Los colchones con la parte superior acolchada se han puesto de moda últimamente. Parte de ello se debe a que prometen experiencias de sueño similares a “descansar sobre las nubes”, con la máxima indulgencia. Sin embargo, ¿es buena idea comprar un colchón con la parte superior acolchada?

En este artículo te explicaremos en qué consiste un colchón con la parte superior acolchada. También hablaremos sobre la calidad de estos colchones, y el por qué normalmente no es una opción recomendable.

¿Qué es un colchón con la parte superior acolchada?

Un colchón con la parte superior acolchada es básicamente, un colchón con una cubierta acolchada que está unida permanentemente a la parte superior mediante costuras o adhesivo. Como resultado, el colchón tiene un solo lado y es propenso a sufrir grandes problemas de flacidez.

Como se mencionaba al inicio, los colchones con la parte superior acolchada han comenzado a aparecer con más frecuencia en los exhibidores de tiendas de muebles, atrayendo a los clientes con la promesa de una experiencia de sueño extraordinariamente suave.

Es una técnica de fabricación de colchones en la que una capa de tapicería afelpada, en la parte superior, se cose permanentemente al colchón. Con una capa superior profunda, suave y esponjosa sobre el colchón central, ofrece la ilusión de un colchón extremadamente agradable.

El colchón, por tanto, siempre estará sesgado hacia un lado o hacia el otro. Invariablemente tendrá una gran altura, entre 28 a 35 cm, con una apariencia magnífica.

MATISSE
MATISSE

¿Son de buena calidad los colchones con la parte superior acolchada?

El problema es que los colchones con la parte superior acolchada acortan la vida útil de tu colchón y, una vez que se comprimen, no hay nada más que hacer. En realidad si hay algo que hacer, es deshacerte de ese colchón.

Los colchones con la parte superior acolchada, en realidad, te brindan prácticamente poco valor y, aparte de la comodidad inicial, tienen una vida útil relativamente corta. Ofrecen la apariencia de una cubierta suave y afelpada, pero están pegados permanentemente o cosidos a máquina al colchón.

Esto significa que no hay forma de modificarlos, especialmente cuando se asientan, lo que hacen todos los colchones nuevos. Los cubrecolchones, como también se les conoce, no tienen otro propósito en ningún tipo de fabricación de colchones, que no sea el lucir bien en las salas de exposición.

¿Cómo se fabrican este tipo de colchones?

A continuación detallamos la manera en que se fabrican los colchones con la parte superior acolchada. En este caso, el cubre colchón se construye en dos partes.

La sección de soporte

Un colchón con la parte superior acolchada se crea a partir de un colchón de dos niveles, cosiendo la parte superior acolchada directamente a la parte superior del soporte. No hay nada de malo en esto hasta este punto; todo lo que tienes ahora es un buen colchón de un solo lado. El sistema de soporte del colchón puede incluir muelles internos entrelazados, espuma viscoelástica, muelles de suspensión o incluso muelles de jaula.

El área del cubrecolchón

Se puede usar poliéster, espuma viscoelástica, látex, lana y otros materiales para la parte superior acolchada. Esta es normalmente una capa muy suave para darle al colchón esa sensación de hundimiento.

Si el relleno es de plumas o plumón, el colchón se hundirá rápidamente y te permitirá acurrucarte. En la parte superior de la zona acolchada, con frecuencia se encuentran mechones, lo que causa problemas con la migración de fibras. Esto da como resultado una superficie para dormir llena de bultos y “baches”.

El aspecto negativo del colchón con la parte superior acolchada

Las principales críticas hacia los colchones con la parte superior acolchada giran en torno al precio y la vida útil estimada. A diferencia de un colchón tradicional, no podrás girarlo, por lo que cuando la capa superior acolchada se comprima y se desgaste, tendrás que reemplazar todo el colchón. Lo anterior incluso si el soporte de muelles es adecuado.

En este punto, debemos hacer una excepción con respecto a los colchones con la parte superior acolchada hechos de látex natural, que no encajan en esta categoría.

¿Cuáles son las mejores alternativas?

Cuando puedes comprar un colchón de calidad que se puede girar y rotar, no hay razón para utilizar un cubrecolchón. Esto también implica que puedes obtener un buen colchón de dos lados hecho a mano que se puede girar.

Esta estrategia asegura que recibas todas las ventajas de un colchón con la parte superior acolchada sin ninguna de las desventajas. Al igual que un colchón convencional, este tipo de colchones individuales se pueden girar y rotar. Además, cuando llega la hora de reemplazarlos, solo tienes que cambiar esta parte, no todo el colchón. Debido a que hay muchos tipos de colchones de calidad, con mejores características, no hay necesidad de usar un cubrecolchón.

Si todavía tienes dudas, puedes venir a nuestro establecimiento situado en la Calle La Línea, en el Polígono Industrial El Manchón, en TomaresSevilla y Autovía Sevilla-Málaga Km 3,5. Nuestros asesores te orientarán sobre cuál es el mejor según tus necesidades. Si lo deseas puedes consultar nuestra selección de colchones.

Podrás financiar tu compra hasta en 24 meses además, te llevamos tu sofá gratis a casa.

Destacados

Hemos enviado la guía a tu email

Share This

Copy Link to Clipboard

Copy