MIMO

Cómo elegir la base perfecta para tu colchón

La comodidad y durabilidad de nuestro colchón no solo depende de los materiales con los que está fabricado. La base que le da soporte nos garantiza además de un buen descanso, mantenerlo en perfectas condiciones durante al menos diez años. No todas las bases son adecuadas, escoger la base perfecta es el primer paso para aprovechar al máximo sus características.

Qué tipos de bases para colchones existen

El material principal que lo compone marcará el tipo de base que mejor se adapte a nuestras necesidades, su transpirabilidad, estructura y resistencia marcará las necesidades que debe cubrir la base sobre la que lo coloquemos.

Base tapizada 

Las bases tapizadas ofrecen un soporte firme y estable. Elaboradas, en su mayoría, con tejidos transpirables que favorecen la eliminación de la humedad e incluso con la parte superior perforada para facilitar la circulación del aire en toda su estructura. Este tipo de bases puede ser utilizada junto a colchones de muelles, viscoelásticos o de látex.

EVOLVE
EVOLVE

Somier fijo de láminas de madera

Los somieres de láminas permiten circular el aire por toda su estructura. El espacio entre láminas deja circular el aire, ofreciendo un soporte más elástico y confortable. Su capacidad de transpiración facilita la ventilación y ayuda a evitar la concentración de humedad.

Especialmente indicado para colchones viscoelásticos y de látex. Los elaborados en muelles ensacados, precisan de una base que sirva de apoyo a la totalidad de la superficie. Evitando así, que los muelles puedan situarse en el espacio entre láminas.

Somier articulado

Las bases articuladas inicialmente estaban comprendidas únicamente para su uso en hospitales y residencias de mayores. Aunque cada vez son más las personas que lo incorporan en su hogar. Las camas articuladas están especialmente pensadas para ofrecer a personas con movilidad reducida una mayor autonomía a la hora de incorporarse o acostarse. Este tipo de somieres ofrece ventajas respecto a otras bases, ya que mejora e incrementa los niveles de confort y comodidad.

Antes de incorporar un somier articulado a nuestro hogar se recomienda indagar sobre aquellos modelos de colchones aptos para este tipo de bases. Un ejemplo, los colchones de muelles, por lo general, no están diseñados para este tipo de base. En cambio, existen modelos cuya estructura se adapta perfectamente como, por ejemplo, los colchones de látex.

Canapé abatible

Los canapés abatibles se han convertido en un imprescindible en todos los dormitorios. Su versatilidad permite aprovechar al máximo el espacio de almacenamiento en el hogar. Constituidos como la solución más práctica para aquellos que cuentan con un espacio limitado de almacenaje.

Colchones de muelles y viscoelásticos serían los que mejor se adaptan a este tipo de base ya que, se mantiene una transpiración total.

Consejos para elegir la mejor base para nuestro colchón

De poco nos sirve comprar un colchón de calidad si elegimos una base inadecuada. Por ello, compartimos con vosotros algunos consejos para elegir el mejor equipo de descanso.

  • Consulta la compatibilidad entre las diferentes bases y tipos de colchones.
  • Presta especial atención a la necesidad de transpiración de cada tipo de colchón.
  • Si tienes dudas, recurre a asesores profesionales en materia de descanso antes de decidirte.

Puedes consultar el siguiente artículo: Tipos de colchones: cómo elegir el colchón ideal

Si aún no tienes claro qué base elegir, puedes pasarte por Maxsofá, nuestro equipo de profesionales especializados te asesorarán en todo el proceso de compra. Contamos con un amplio catálogo de bases, somieres y canapés de los mejores fabricantes nacionales a precios muy competitivos. Estamos en el polígono El Manchón, en Tomares (Sevilla). 

Además, podrás encontrar todo tipo de sofás, colchones, almohadas, cabeceros y canapés. Incluso sofás a medida para adaptarlo a tus necesidades.

Destacados

Share This

Copy Link to Clipboard

Copy